África apuesta en recursos propios para financiar sus infraestructuras

0
484

sommet de DakarEl continente africano apuesta en la movilización de sus recursos para hacer realidad un ambicioso programa de desarrollo de infraestructuras (PIDA) cuya financiación se calcula a 68.000 millones de dólares.

Una «Agenda de Dakar para la acción» fue adoptada hoy en unacumbre convocada por el presidente Macky Sall de Senegal que ejerce de presidente del comité de orientación de la Nueva Asociación para el Desarrollo de África (NEPAD, en sigla inglesa).

Los presidentes Ibrahim Boubacar Keita de Mali, Yayi Boni de Benin, Goodluck Jonathan de Nigeria participaron en esta cumbre, también presenciada por la presidenta de la comisión de la Unión Africana, Nkosazana Dlamini Zuma.

«El objetivo es tener un continente interconectado y cooperativo, usar los mecanismos financieros internos para romper la dependencia exterior en la movilización de los recursos», declaró Stanley Subramoney, presidente del NEPAD Business Foundation, al presentar dicha agenda de Dakar que compila las principales decisiones de la cumbre.

«Ha llegado el momento de financiar los programas de desarrollo del continente africano a partir de sus propios recursos», afirmó Subramoney, subrayando la voluntad afirmada del sector privado continental de implicarse en la realización del PIDA.

Los 16 proyectos prioritarios del NEPAD incluyen los sectores de electricidad, carreteras, ferrocarril e hidrocarburos.

La extensión del puerto de Dar es Salam, el proyecto de gasoducto Nigeria-Argelia, la construcción del corredor litoral Abiyán-Lagos, de otro corredor para el norte de África, figuran entre los proyectos que se realizarán en el periodo 2010-2040.

 En una rueda de prensa, el presidente Sall de Senegal abogó por unas reformas para crear un marco jurídico favorable para atraer a los inversores y armonizar las legislaciones al nivel regional.

«Los Estados pueden movilizar muchos recursos internos», opinó Sall que se mostró partidario de «un mejor gobierno para incrementar la eficacia de nuestros gastos públicos», dijo Sall.