Vaticinan victoria contundente de partido gubernamental sudafricano

0
299

cnaEl gubernamental partido Congreso Nacional Africano (CNA) ganará las próximas elecciones en Sudáfrica con un probable 65,5 por ciento de los votos, adelantó hoy una encuesta de opinión.

Ese porcentaje representa una mayoría de dos tercios en el parlamento, y la consecuente posibilidad de modificar la Constitución de la República.

De acuerdo con el sondeo publicado por el periódico Sunday Times, el número de sufragios que irán hacia el CNA es solo levemente inferior al 65,9 por ciento obtenido en los comicios de 2009.

El estudio social se implementó a inicios de este mes, después de que la Defensoría del Ciudadano publicara un informe sobre el polémico caso Nkandla y una actualización de seguridad en la residencia privada del presidente Jacob Zuma.

Según el rotativo, también el foro opositor Alianza Democrática registrará un alza en adeptos desde un 16,6 por ciento en 2009 hasta un previsible 23,1 por ciento este año.

En tercer lugar de las referencias aparece con un cuatro por ciento de respaldo el recién creado y controvertido grupo político de izquierda radical Combatientes por la Libertad Económica, liderado por Julius Malema.

El CNA no necesita los dos tercios de la mayoría parlamentaria para liderar un gobierno responsable en Sudáfrica, aclaró el organizador electoral del partido oficial Malusi Gigaba.

Nuestro gremio político no está detrás de una súper-mayoría en la Asamblea Nacional, podemos cumplir con todas las promesas electorales con solo alcanzar una mayoría simple, dijo Gigaba.

Al final del día, solo queremos una mayoría convincente para llevar adelante nuestros programas de transformaciones sociales y económicas, remarcó el dirigente.

Las elecciones generales en Sudáfrica deben resultar en la renovación de la Asamblea Nacional, de 400 miembros y con sede en Ciudad del Cabo. Serán los quintos comicios quinquenales desde la aprobación del voto universal para adultos luego de la inhabilitación del régimen racista.

Las votaciones de mayo serán las primeras donde participarán personas nacidas después del desmantelamiento del apartheid y marcarán 20 años de gobierno del Congreso Nacional Africano.

Sudáfrica es una república constitucional parlamentaria, el Presidente es designado por la Asamblea Nacional y los gobernadores de cada provincia son elegidos por la mayoría de cada consejo departamental de diputados