Duelo hoy entre sudafricanos y neozelandeses en semifinal del rugby

0
408

rugby-sudafricaEl duelo de hoy entre los equipos de Sudáfrica (Springboks) y Nueva Zelanda (All Blacks) en la semifinal de la Copa Mundial de Rugby estará a prueba de infarto para los aficionados aquí.

Ambos rivales, que se conocen bien, se verán las caras esta tarde en el estadio Twickenham, de Londres, en lo que algunos comentaristas consideran como uno de los partidos más importantes de todos los tiempos entre los dos países.

Incluso, ya hay titulares que reflejan: Springboks vs All Blacks, la final antes de la final.

Pero sobre el terreno del llamado hogar del rugby solo uno de los dos quedará con vida. Ese será el primer finalista de la Copa del Mundo.

El capitán de los Boks, Fourie du Preez, expresó su confianza en lo que acontecerá este sábado y reiteró que todavía es mucha la presión que sienten. Du Preez ha jugado contra los All Blacks 12 veces, pero ahora el historial no importa.

Según el tercera línea de los Springboks Schalk Burger, «las veces que los derrotamos (a Nueva Zelanda), empezó con nuestra defensa tratando que no agarren ritmo con la pelota, tratando de bajar la velocidad de juego. Y cuando los vencimos, si tuvimos siete oportunidades, marcamos las siete veces».

Para Burger, la gran virtud de los contrarios es el ataque, «que es fenomenal en la ejecución y en las destrezas. Te ponen mayor presión que cualquier otro equipo en el mundo».

La expectativa es evidente. Los presentadores de la televisión local llevan las camisetas verdes y amarillas que identifican a los de casa, y los anuncios a favor de los Boks se reiteran una y otra vez.

Desde que comenzó el campeonato en Reino Unido el pasado 18 de septiembre, en las calles de Pretoria, los vendedores ambulantes y los centros comerciales es constante la presencia de los Springboks.

Los sudafricanos poseen los títulos de 1995 y 2007, los neozelandeses, los de 1987 y 2011.

Mañana domingo se definirá el segundo de los finalistas tras el enfrentamiento entre los conjuntos de Australia (ganadores del trofeo en 1991 y 1999) y Argentina.

A propósito de los argentinos, Martín Altberg, uno de los jugadores más experimentados del plantel albiceleste, afirmó que por el desempeño que han tenido en la Copa su equipo quedará para toda la vida.