Cientos de argelinos sufren la derrota de su selección en el centro de Argel

0
447

supporteurs algériensCientos de aficionados argelinos sufrieron hoy en el centro de Argel la derrota de su selección ante Bélgica (2-1), después de haber acariciado la victoria tras un gol de penalti de Sophiane Feghouli a los 25 minutos.

En la plaza situada junto a la sede de Correos (la Posta, como la conocen los argelinos), los aficionados, ataviados con banderas y motivos verdiblancos, clavaron durante 90 minutos sus ojos en la pantalla gigante colocada por el ayuntamiento de Argel.

Los ánimos desatados de la primera parte, en la que los «verdes» lograron alcanzar la red de la portería belga, se apagaron con los tantos de Marouane Fellaini y Dries Martens, que batieron al guardameta argelino M’Bolhi a falta de 20 y 10 minutos para el pitido final.

«Lo importante es estar aquí y poder jugar, ¿no?», aseguró un aficionado a Efe tras el encuentro un joven claramente desanimado por la derrota.

Diez minutos antes, Martens había sentenciado el encuentro y los aficionados que se agolpaban en la calle, en su mayoría hombres jóvenes, habían comenzado a abandonar la plaza para no seguir sufriendo.

Los aficionados argelinos encaraban este encuentro conscientes de la dificultad de su rival, pero con la esperanza de dar la sorpresa para afrontar con holgura los dos restantes encuentros ante Rusia y Corea, que consideran «más asequibles».

Aunque el sueño terminó en derrota, Argelia ha demostrado que es capaz de ofrecer batalla a un equipo plagado de estrellas y, además, marcarle un gol, algo no consiguió hacer en los tres encuentros de grupo del pasado mundial de Sudáfrica.