Egipto recupera una estela faraónica que fue sacada de contrabando a Alemania

0
340

estela faraónicaLas autoridades egipcias han recuperado una estela faraónica de la dinastía faraónica XVIII (1569-1315 a.C.) que fue robada el siglo pasado del país y sacada de contrabando a Alemania, informó hoy el ministro egipcio de Antigüedades, Mamduh al Damati.

En un comunicado, el ministro explicó que la pieza arqueológica llegará hoy al Departamento de Lazos Culturales del Ministerio de Asuntos Exteriores, para luego ser entregada al de Antigüedades, que la exhibirá en el Museo Egipcio de El Cairo.

La estela, que mide 30 por 40 centímetros y que fue entregada por un matrimonio alemán a mediados de mes a la Embajada egipcia en Berlín, fue arrancada del muro de una tumba de la ciudad monumental de Luxor, y data de la época del faraón Tutmosis IV, que gobernó Egipto alrededor de los años 1400 y 1390 a.C.

La pareja la entregó en una ceremonia celebrada en la sede diplomática egipcia en Berlín, donde se le agradeció la «iniciativa ética que han tenido al devolverla a Egipto después de que se informaran de que el objeto salió de contrabando del país», destacó el Ministerio de Antigüedades en un comunicado anterior.

La pareja, aficionada a coleccionar piezas antiguas, la había comprado a finales de 1986, con el convencimiento de que era propiedad de un coleccionista británico.

Hace varias semanas la prestó al Museo de Egiptología de la Universidad de Bonn para exhibirla en una exposición, pero un joven experto alemán la reconoció y le comunicó al matrimonio que había sido robada de una tumba faraónica.

Entonces, un responsable del museo se comunicó con el ministro egipcio de Antigüedades, Mamduh al Damati, para informarle de que la pareja alemana deseaba devolver la estela a Egipto después de informarse de que era robada.

Las autoridades de Arqueología han recuperado cientos de piezas en los últimos meses, en el marco de una intensa campaña mundial, que incluye una estricta vigilancia de las ofertas de las casas de subasta, para impedir la venta de antigüedades egipcias, que han sido robadas y sacadas de contrabando.